El nuevo profesional no cree en la fidelidad laboral si no hay proyectos comunes

Fidelidad-laboral-se-logra-con-proyectos-comunes-entre-empleado-y-empresa

El siglo XXI significó para la humanidad la consolidación de una nueva Era, una marcada por el avance de las tecnologías y su incursión en cada uno de los espacios de la vida diaria; una Era llamada Digital, donde las nuevas generaciones no creen en la fidelidad laboral. Pero además, estos marcan la pauta a seguir en el hogar, las empresas y los mercados, mientras los grupos etarios más adultos se adaptan al cambio para sobrevivir.

En ese contexto, las empresas experimentan constantes desafíos para captar y –lo más difícil- retener talento altamente capacitado y competitivo. Las áreas de Recursos Humanos se enfrentan al reto de la convivencia de la mayor cantidad de grupos etarios dentro del mismo espacio y en medio de los mismos proyectos, ante lo cual se ven obligadas a definir estrategias que permeen las necesidades de todos y los mantengan motivados.

En esta Era, no son solo los profesionales los que se esfuerzan por destacar entre una gran cantidad de currículos llenos de experiencia y formación académica en las mejores universidades. También las empresas deben luchar por sobresalir entre las marcas más competitivas, atractivas y motivadoras para ese profesional que aspira a comprometerse con innovación, creatividad y responsabilidad con el entorno y el medio ambiente, proyectos comunes.

3 tareas para las empresas que quieren sobrevivir en la Era Digital y ganar fidelidad laboral

Para el nuevo profesional sentirse dueño de su entorno, su tiempo, sus ideas es sinónimo de éxito, y va tras él con firmeza, dejando a su paso cualquier cantidad de ofertas laborales que aún se centran en beneficios cortoplacistas. Un buen salario o la posibilidad de hacer carrera dentro de una gran empresa, en el escenario mundial de hoy, ya no es lo más ansiado.

En un mundo donde los cambios se dan a diario y la volatilidad de los mercados nos han convertido en cazadores de tiempo y calidad de vida, las empresas que quieran destacar para captar y retener el mejor talento deben realizar tres tareas básicas:

Employer Branding

Los papeles cambiaron y ahora son los candidatos quienes definen sus expectativas. Esto obliga a las empresas a invertir mayores esfuerzos para atraer talento cualificado y a trabajar en la construcción de una imagen atractiva, que despierte el interés de los potenciales candidatos, con la intención de escoger a los mejores.

Hoy las empresas no pueden dudar en aplicar medidas personalizadas si identifican talento, aumentando tanto el salario como los beneficios sociales. Encontramos incluso compañías dispuestas a pagar un 15-20% más de salario para incorporar a los profesionales que precisan, lo que no es suficiente ni sostenible pues la mayoría comienza a preocuparse más por alternativas que los ayuden a planificar a más largo plazo.

Flexibilidad laboral porque el tiempo es oro

Cada vez son más los que quieren sentirse dueños de su tiempo porque éste se vuelve escaso y merma la calidad de vida. Tener una vida equilibrada se convierte en el objetivo y tiene un valor en alza por lo que los mejores candidatos demandan mayor flexibilidad horaria, horas de entrada y salida variables, así como la posibilidad de trabajar desde casa. En este sentido, por ejemplo, cada vez hay más empresas que implantan días donde los trabajadores tienen la posibilidad de trabajar desde sus casas, otorgándoles mayor autonomía y flexibilidad.

Implantación de beneficios sociales

En esta búsqueda del equilibrio de la vida donde la salud física y mental, las relaciones familiares sólidas y el esparcimiento son reconocidos como impulsores de felicidad, cada vez más profesionales están más dispuestos a moverse cuanto sea necesario hasta encontrarlos. Una mayor exigencia de las nuevas generaciones hace que cada vez más empresas se peleen por ofrecer los mejores y más seguros beneficios económicos y sociales a corto y largo plazo.

Los más valorados son: los seguros médicos para el empleado, su familia y aquellos relacionados con la salud (gimnasio, fruta en la oficina, etc). Los trabajadores perciben que las empresas se preocupan por su bienestar, y eso les gusta, cuando les acompañan en la planificación y el ahorro para su jubilación, por ejemplo.

 

Escrito por Carlos Agudelo