FMI: Pensiones de Millennials serán afectadas por envejecimiento de la población

El Fondo Monetario Internacional (FMI) prevé que pensiones de Millennials serán afectadas por aumento de población mayor. Los nacidos entre 1990 y 2009, serán la primera generación en notar el impacto del envejecimiento demográfico sobre sus pensiones.

En su última publicación, recomienda a los jóvenes nacidos en esa época que comiencen a ahorrar y a plantearse una carrera laboral más larga con el fin de cobrar una prestación pública adecuada en su retiro.

El organismo dirigido por Christine Lagarde apoya su argumentación en los indicadores que reflejan como el envejecimiento progresivo de la población en los países dasarrollados está incrementando la presión sobre los sistemas públicos de pensiones. En concreto, el gasto de los gobiernos en esta partida ha pasado de representar en media del 4% del PIB en 1970 al 9% en 2015.

En sentido contrario, el incremento en el número de pensionistas y en la esperanza de vida está logrando que los ingresos per cápita de este colectivo (pensión real) disminuya con el paso del tiempo. Según las previsiones del FMI, desde 1980 cada jubilado ha recibido en media en torno a un 35% del gasto público en pensiones, tasa que caerá por debajo del 20% a partir de 2050.

Para mantener unas prestaciones similares a las actuales, el organismo recomienda a los millenial alargar su vida laboral y ahorrar desde el inicio una cuantía alternativa. En concreto, para aquellos nacidos entre 1990 y 2009 estima que la edad de jubilación debe retrasarse hasta cinco años (la media de la OCDE actualmente está en los 63). Además, aconseja dedicar hasta el 6% de las ganancias al ahorro para la futura pensión y promover sistemas mixtos como el de Reino Unido, donde el propio Gobierno registra a los trabajadores automáticamente en un plan de ahorro personal para la jubilación.

FMI pide incentivar planes de pensiones privados

El Fondo Monetario Internacional (FMI) no descarta que el PIB español crezca un 3,1 por ciento este año tras cuatro ejercicios de “impresionante” expansión económica y creación de empleo. Sin embargo, advierte que este ritmo será difícil de mantener a medio plazo si no se reduce la deuda pública y la tasa de paro.

En cuanto a las pensiones, el FMI estima que solo será sostenible si se prolonga la vida laboral y se incentivan los planes de pensiones privados. Para tener un mercado laboral saludable y dinámico es preciso, señala el FMI, flexibilizarlo y poner en marcha políticas activas de empleo para mitigar la tasa de paro entre los jóvenes que carecen de formación y experiencia.

El FMI destaca el envejecimiento de la población como una de las debilidades que hay que suplir, aunque es cierto que esta situación endémica se ha ido corrigiendo.

Pensiones estarán al mínimo por décadas

En su informe anual también pronostica que la subida de las pensiones públicas se limitará al mínimo legal del 0,25% «durante varias décadas» (dado el desequilibrio contable del sistema) y calcula que por ello, a lo largo de un periodo medio de 20 años de percepción de una prestación de jubilación, esta perderá un 30% de su poder adquisitivo.

El ejercicio desarrollado por el organismo internacional toma como referencia una tasa media de inflación anual del 2% durante el periodo. Y añade una estimación adicional. Las personas que ahora tienen unos 47 años de edad y se incorporen a la jubilación a partir del 2037 tendrán una pensión con un poder adquisitivo de apenas el 60% respecto de la que se hubiera derivado sin la reforma acometida en el 2013, después de haber perdido casi el 40%.

Estos cálculos del FMI coinciden en lo esencial con los elaborados por el Banco de España en estudios previos.

Para garantizar «la sostenibilidad y generosidad» del sistema, el FMI aconseja incentivar alargar la vida laboral más allá de la edad legal de jubilación y fomentar los planes privados voluntarios de empresas, portables de un empleo a otro (mochila), entre otras opciones.

 

Fuente: ABC.es