Población adulta crece para 2050

poblacion-adulta-crece-para-2050

El 80% de la población anciana del mundo vivirá en los países emergentes para el año 2050, con un cuarto de los ciudadanos de Asia y de América Latina en ese rango de edad, lo que da un giro a la visión de que la vejez era sólo un problema de los países desarrollados.

China, por sí sola, verá aumentado su número de ciudadanos sexagenarios de 209 millones (15% de la población) que tiene hoy, a 492 millones (36%) para la mitad del siglo, de acuerdo con la estimación del Bank of America Merrill Lynch. Las finanzas públicas en países que van desde Brasil a Turquía también son susceptibles de encontrarse bajo presión por el alza de los jubilados.

“Estamos viviendo en medio de la transición demográfica más notable de la historia con la esperanza de vida (probablemente) alcanzando los 77 años para 2050, frente a los 48 en 1950; la población mundial mayor a 60 años que se espera crezca a 2.100 millones para 2050, frente a los 901 millones de hoy; y la esperanza de vida aumentando un año cada cinco años”, describe el banco en un reporte titulado The Silver Economy: Global Ageing Primer.

“La extensión de la esperanza de vida promedio es uno de los mayores logros de la humanidad”, agrega la entidad financiera, citando pronósticos de la ONU que indican que mientras se espera que la población mundial se haya incrementado 3,7 veces entre 1950 y 2050, el tamaño del grupo demográfico de más de 60 años está previsto que aumente diez veces en el mismo período y los mayores a 90, más de 26 veces.

Según BofA, para 2050 “los mercados emergentes serán tan ancianos como lo es Japón hoy en día”.

El documento se basa en cifras que muestran un aumento notable en la longevidad en África Subsahariana desde 2000, la región más pobre del mundo, con más de 30 países viendo su esperanza de vida elevarse más de 10% en los últimos quince años.

La entidad cita datos que sugieren que a Francia le tomó 115 años duplicar la proporción de su población mayor a 65 años, de 7% a 14%; a Suecia 85 años, a Australia 73 y a EEUU 69 años. En contraste, se espera que Corea del Sur vea la misma transformación en 18 años, Tailandia y Brasil en 21 años, China en 23, Túnez en 24 y Chile en 26.

 

Peak de la juventud

El banco de inversiones asegura que estamos cerca de alcanzar el “peak de la juventud” porque las personas están viviendo más y las tasas de fertilidad alrededor del mundo están bajando. El índice se ha reducido a la mitad o menos desde 1950 y Bank of America dice que podría ir “en dirección a una disminución potencialmente catastrófica de la población”.

El gran problema es que, precisamente, el número de personas en edad de trabajar vaya a descender, en lugar de crecer al mismo ritmo de los jubilados.

 

Mayor gasto

Para BofA, los gobiernos del mundo no están preparados para esta “ola demográfica”. La entidad financiera advierte que el gasto relacionado a la edad constituye el 40% del desembolso público en países desarrollados, y que “el aumento de los costos relacionados a la edad posiblemente impulse a 60% de los soberanos a gastos especulativos”.

Mundialmente, dos tercios de los empleados no están ahorrando para la jubilación. Las mujeres, los jóvenes y los que no tienen acceso a buena educación están en mayor riesgo.

Para la entidad, la “inmigración es parte de la respuesta para abordar los retos que se avecinan, con la llegada de trabajadores jóvenes frenando la transición demográfica y ampliando la base tributaria”.

El envejecimiento de la población también forzará a muchas economías emergentes a destinar más gastos en cuidado de la salud. En el presente, esos países sólo invierten un 5,6% de su PIB en ese ítem, frente al 12,5% de los países desarrollados.

Así, Bank of America predice que el aumento de la población mundial impulsará el sector salud, las finanzas (porque más gente ahorrará) y los bienes de consumo, porque los ancianos disfrutan gastando más durante su retiro.

Fuente: Diario Financiero